Click acá para ir directamente al contenido

Por dentro

El camino de Chilena Consolidada para superar el escándalo con Codelco

El camino de Chilena Consolidada para superar el escándalo con Codelco

El pago de US$22 millones a la estatal fue lo que cerró el caso para la aseguradora suiza en Chile. Ahora, con una nueva primera línea local y regional quieren dar vuelta la página.

Por: Nicolás Durante | Publicado: Domingo 6 de diciembre de 2020 a las 04:00
  • T+
  • T-

En la industria, entre los clientes, a nivel gremial. El daño que provocó el escándalo de los sobreprecios pagados por Codelco en los seguros de vida contratados por algunos sindicatos a Chilena Consolidada, ha sido profundo.

El caso, que se hizo público a principios de este año, obligó a la firma de capitales suizos a intervenir de arriba a abajo su operación chilena.

El 27 de enero fue el día en que decidieron involucrarse directamente. Zurich designó a la mandamás de toda la operación en la región, Claudia Dill. Una avezada ejecutiva del grupo que intervino directamente y coordinó todos los detalles de los despidos, contrataciones, negociaciones directas con Codelco y los lineamientos del plan judicial.

Al interior de la compañía, cuentan, la orden fue una: reinventarse. Y así empezaron con un plan de apoyo a los equipos y comunicación horizontal de cada uno de los pasos que se siguieron. La idea, era que se enteraran por la empresa, y no por los medios, de cada paso que se daba en la arista legal. La misma Dill firmó cartas y se las mandó a los reguladores, a la competencia y a los trabajadores. Esto se va a solucionar, de ésta vamos a salir, eran los mensajes clave que querían transmitir.

En ese camino inicial de rehacerlo todo fue clave el rol que jugó Lucía Santa Cruz. La historiadora y directora de la aseguradora, cuentan, le dio un enfoque distinto a la resolución de la crisis. Esto no era solo números, sino que la reputación de la compañía estaba en juego. El cambio, debía partir por la cabeza de la operación.

El triunvirato de mujeres que sorteó la crisis lo cerraba la argentina Carola Fratini, quien fue designada gerenta general interina. Otro refuerzo desde la matriz. Fratini es la Regional Head of Commercial Insurance para Latinoamérica.

El 6 de febrero, 10 días después de que se conformara este comité estratégico, José Manuel Camposano, después de décadas ligados a la industria, e incluso siendo el presidente de la Asociación de Aseguradoras, fue despedido. El 13 de febrero fue el turno de la mano derecha de Camposano, Roberto Machuca.

De hecho, en el mercado llamó la atención que Chilena decidiera finalmente pagar los US$ 22 millones que informó en agosto a Codelco. Al principio, la estrategia legal había sido una sola: esto no era un problema de la compañía completa, sino que irregularidades de algunas personas, por lo que ellos no se harían responsables. Sin embargo, el rol de la matriz fue decisivo en ese cambio de enfoque.

Cuentan conocedores del proceso que hubo un momento en que otros clientes de la región, e incluso en la matriz empezaron a preocuparse. La pregunta era obvia: ¿una empresa de Zurich Group está en tribunales con una de las estatales más poderosas de Latinoamérica?

Y eso era inaceptable, dijeron en Zurich. Y entonces pagaron.

Donde no van a ceder, y eso ya lo definieron, es en contra de sus dos ex ejecutivos. Tanto Camposano como Machuca tienen demandada a la firma, y ahí, liderados por la estrategia legal del bufete Claro y sus abogados, José Miguel Huerta y Juan Pablo Cabezón, y por el socio Cristóbal Eyzaguirre, van a dar la pelea hasta el final.

 Imagen foto_00000002

Sebastián Dabini, nuevo CEO de la aseguradora. 

La búsqueda de un nuevo gerente general fue intensa y habría sido liderada por la misma Carola Fratini, junto con un reconocido reclutador de la industria.

Varios de los máximos ejecutivos del sector fueron entrevistados y la oferta salarial era suculenta. Finalmente fue el argentino Sebastián Dabini el elegido. El hasta entonces CEO de Sura Seguros de Vida sería el encargado de reenfocar la nueva etapa de Chilena.

A nivel regional también hubo cambios, aunque no relacionados necesariamente con el escándalo en Chile. El 3 de septiembre, apenas días después de cerrar el trato con Codelco, Claudia Dill dejó su cargo a nivel regional y habría vuelto a Europa por temas familiares.

En su reemplazo, asumió la francesa Laurence Maurice, quien entre 2001 y 2006 vivió en Sao Paulo y se hizo cargo de la operación brasileña de Allianz. Otro de los cambios en Chile se dio en finanzas, donde el 8 de septiembre salió el gerente Jorge Brinklow, dando paso al también argentino Jerónimo Ares, quien hasta entonces se desempeñaba como jefe actuarial para Latam en el Grupo Zurich.

Pero el círculo de hierro de Dabini siguió creciendo. El 28 de octubre nombraron como director a Gustavo Bortolotto, quien además es responsable del negocio minorista y de transacciones para el Grupo Zurich en Latinoamérica, y cercano al nuevo CEO.

La última contratación fue la de Federico Maderal, como gerente de suscripciones, y quien viene también de Sura, pero de la operación argentina.

En el grupo financiero en Chile han querido dar vuelta la página. Y por eso, los focos, explican fuentes conocedoras, serán tres:  Primero, el salto digital de la aseguradora, ampliando con ello los canales de contratación de pólizas; pero también aumentando la oferta de productos que ofrezcan. Pronto se darán a conocer seguros enfocados en públicos más jóvenes. Como tercer foco del grupo está fortalecer la operación de la AGF de Zurich.

El mall que divide a los primos Jano y Mosa en Valdivia

Desde 2014 que se enfrentan en tribunales. Hay acusaciones de falsificación de firmas que dieron origen al proyecto de centro comercial que los Mosa quieren levantar a metros del mall de los Jano en la capital de Los Ríos. La Contraloría podría tener la última palabra.

El último obstáculo que enfrenta Alto Maipo

Con más del 95% terminado, el complejo hidroeléctrico enfrenta un inédito conflicto con un ex representante de los opositores al proyecto, que les pide US$ 4 millones por el acopio de material estéril en su empresa. Justo a menos de dos meses de que venzan los plazos ambientales del proyecto. El caso está ahora en la Corte Suprema.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR