Click acá para ir directamente al contenido

Coffee break

El silencioso conflicto que podría dejar electrodomésticos sin certificación de calidad

El silencioso conflicto que podría dejar electrodomésticos sin certificación de calidad

Por: Equipo DF MAS | Publicado: Viernes 25 de febrero de 2022 a las 11:14
  • T+
  • T-

En cada cocina, lavadora, refrigerador o cualquier electrodoméstico hay un sello pegado con un código QR y el logo de la Superintendencia de Electricidad y Combustible (SEC). Eso designa que hubo un proceso de ensayo en laboratorio de ese producto, y que superó las pruebas de calidad. En definitiva, que no es nocivo ni peligroso para el uso en las viviendas. 

El tema es que tras ese sello, hay un mercado de unos pocos laboratorios de ensayo que se dedican a hacer las pruebas. Y uno de ellos fue sancionado por la autoridad a cerrar sus operaciones en 80 categorías de productos. 

La historia

Todo partió el 4 de marzo de 2021. Ese día, el funcionario a cargo de visar los ensayos de electrodomésticos de la empresa Silab Ingenieros, se autodespidió, acusando que mientras él estuvo con licencia médica, desde el 8 al 25 de febrero del año pasado, la empresa habría emitido informes usando su nombre y firma sin su autorización, por lo que los documentos habrían sido emitidos sin contar con la aprobación técnica de un profesional, además de que aquellos informes no habían contado con los respaldos que acreditaran la realización de los ensayos exigidos por la Ley.

Silab hizo una investigación interna y descubrió que el funcionario sí se encontraba hacía tiempo al tanto de los hechos, y además, que había dado instrucciones por correo electrónico a sus subalternos para que no ensayaran determinadas partidas de productos y que, junto con su superior jerárquico, habían suscrito informes técnicos en conocimiento de que éstos no habían sido antecedidos por ensayos.

Además, el ahora ex trabajador de la empresa, denunció los hechos ante la SEC, en particular ante la jefa de fiscalización del organismo público, con quien previamente Silab ya había tenido roces por su celo fiscalizador. 

Una vez que la SEC fiscalizó el lugar, el 28 de mayo la Superintendencia informó a Sical, empresa filial del mismo grupo y que es la que entrega la certificación final, que debía ordenar nuevos ensayos para todos los productos que fueron certificados entre las fechas que el ex empleado de Silab había estado con licencia, que correspondían a 254 procesos. Además, la SEC le ordenó elaborar un plan de acción con sus clientes e informarlo a dicha autoridad.

Mientras estaban haciendo las diligencias necesarias para coordinar los nuevos ensayos, el 31 de mayo, la SEC les informó que había decidido levantar cargos en contra de ambas empresas. 

Finalmente y luego de cumplir el plan de acción que incluyó volver a ensayar y certificar los productos, la autoridad decidió sancionar a la empresa. El día 4 de febrero de este año impuso una multa de 1.000 UTM para Sical por “otorgar certificados de aprobación con información incompleta o manifiestamente errónea”. Mientras que a Silab, le aplicó la sanción de revocación de la autorización para operar como Laboratorio de Ensayos respecto de los 254 procesos, entre ellos, los ensayos de productos como aires acondicionados, refrigeradores, lavadoras, calefactores y calientacamas. 

Marcas preocupadas

Hasta ahora ya hay varias marcas internacionales y la Cámara de Comercio preocupadas por esta revocación, ya que podría atrasar la puesta en tienda de ciertos productos, porque si no tienen la certificación, no se pueden comercializar. Y según ha dicho Silab, ellos hacen casi el 80% de la certificación de esos productos.

La empresa, hoy defendida judicialmente por los abogados Ciro Colombara y Aldo Díaz, ha presentado una serie de acciones judiciales: se querelló contra tres ex trabajadores por las firmas falsas de los informes inexistentes; pero también las emprendió contra una funcionaria de la SEC por prevaricación.

Según la querella, que fue declarada admisible, dicha fiscalizadora habría cometido irregularidades en el proceso, además de tener eventuales conflictos de interés con una empresa competidora. 

Asimismo, los abogados fueron a la Corte de Apelaciones para revocar la multa. “No tenemos ninguna duda que la decisión sancionatoria de la SEC va a ser dejada sin efecto por los tribunales superiores y nos preocuparemos que los funcionarios públicos involucrados en estos hechos sean sancionados”, dijeron Ciro Colombara y Aldo Díaz.

La versión de la SEC

Consultados en el organismo público por este caso, el superintendente subrogante de Electricidad y Combustible, Mariano Corral, explicó que lo grave de la sanción se debe a que “la respectiva investigación que llevamos adelante por este caso, nos permitió comprobar que el laboratorio Silab Ingenieros no realizó las pruebas y ensayos obligatorios, en más de 203 casos de informes de ensayo, que fueron utilizados para los procesos de certificación"

Corral, además dio a conocer que más de 190 mil productos salieron al mercado sin los debidos ensayos y que esto "representa un riesgo ya que impide entregar productos con adecuados estándares de seguridad a la ciudadanía (...) En forma paralela, y ante la eventual falsificación de firmas en algunos informes, y considerando que este hecho puede constituir un delito, es que esto ya fue denunciado por la SEC al Ministerio Público”.

La empresa además acusó en una inserción en prensa que esto traerá problemas para los consumidores por retrasos en las certificaciones de ciertos productos; al respecto, el superintendente responde que “es importante señalar que este tema fue debidamente analizado, concluyendo que para cada uno de los 23 protocolos involucrados, existe suficiente oferta de laboratorios, nacionales e internacionales, capaces de realizar los respectivos ensayos de seguridad que se requieren”. 

La empresa dice lo contrario. “Cuando decimos que se trata de una sanción grave nos referimos no solo a las consecuencias que ésta tendrá para la propia empresa sancionada, sino para todo el mercado en general. Considerando que Sical y Silab son las únicas empresas autorizadas por la SEC para efectuar determinados tipos de certificaciones de determinados productos, en caso de que éstas deban cerrar sus puertas, se producirá un grave vacío en el mercado, pues no habrá ningún proveedor que tenga las capacidades técnicas necesarias para certificar cientos de productos, afectando el sistema completo de certificaciones de la SEC”, apuntaron Colombara y Díaz.

La estrategia del medio de la CChC para revertir pérdidas y ampliar audiencias

El 6 de mayo pasado Pauta, el medio de la CChC, sufrió un cambio de timón. Ese día salió su jefatura completa y cuatro periodistas. Todo como resultado de una consultoría realizada por el exdirector ejecutivo de TVN, Francisco Guijón, y el exdirector general de CNN, Alejandro Reppening, quien será el nuevo director ejecutivo del medio. El mensaje: la CChC quiere que la radio sea un negocio sin pérdidas y con audiencias más amplias.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR