Click acá para ir directamente al contenido

Por dentro

VIK versus KIM: la batalla legal que activó Viña VIK en Chile

VIK versus KIM: la batalla legal que activó Viña VIK en Chile

Fundada por el inversionista de origen noruego Alex Vik y su señora Carrie, recientemente la viña se enfrascó en un conflicto con otra compañía chilena, Casas Patronales, a la que culpa de competencia desleal. Esta última lo niega. Su vicepresidente, Juan Pablo Castro dice estar “sorprendido".

Por: Azucena González | Publicado: Viernes 18 de agosto de 2023 a las 10:53
  • T+
  • T-
Hace tan sólo unas semanas, a mediados de julio, la Viña VIK hizo noticia a nivel mundial al aparecer en el tercer lugar del ranking World’s Best Vineyards, una publicación inglesa que periódicamente destaca a las 50 mejores del mundo. Fue la viña chilena mejor posicionada en dicho ranking, que encabezaron una bodega de Argentina y otra española en el primer y segundo lugar, respectivamente.  

Ubicada en el valle de Millahue, Región de O’Higgins, Vik vio la luz en 2006 cuando Alex Vik, un empresario de origen noruego por parte de padre y uruguayo por parte de madre, decidió invertir en Chile en la industria vitivinícola. Y con 4.500 hectáreas en el valle de Cachapoal,  dio vida, junto a su mujer, Carrie, a esta compañía, que produce en tan sólo 400 hectáreas plantadas en dicho predio.

Sin embargo, lejos de ese lado más glamoroso del negocio, Vik está comenzando a enfrentar en Chile una batalla legal que activó ella misma. En la vereda de al frente tiene a otra viña, Casas Patronales, cuyos socios son inversionistas chilenos, Pablo Castro, Nelson Murúa y Carlos Silva, y cuyos viñedos están en el Maule, en las zonas de Cauquenes, Pencahue y San Clemente.

El conflicto en ciernes es una disputa por competencia desleal, además de propiedad industrial, que por cierto la contraparte desestima de plano. En el centro de esta polémica está el mercado brasilero, y ya llegaron a tribunales en Chile. 
 

Acción legal toma forma

En lo medular, la acusación de Vik -que se autodescribe como una bodega y hotel de lujo, mundialmente  galardonada y para un público que incluye a celebridades- apunta a que Casas Patronales está exportando y comercializando productos extremadamente similares al de Vik. Alude en particular a vinos con la marca Kim, con un diseño y etiqueta muy similar al que usa Vik en sus propios productos. 

En particular le imputa que actualmente Casas Patronales está comercializando “a gran escala” este tipo de productos en Brasil, producida por esta viña y distribuida por la sociedad Mega Vest Casa Limitada.

Alex Vik

El problema para Vik es que ese es precisamente su mayor mercado de destino desde el punto de vista geográfico y en el que por lo mismo tiene hoy puesto su foco de inversión, con la puesta en marcha de un primer proyecto hotelero en las afueras de Sao Paulo. Es el sexto hotel que levanta Vik en el mundo -hay uno en Chile, tres en Uruguay y un quinto en Milán-, pero es el primero que además considerará viviendas de lujo. 

La iniciativa, prevista para un año y medio más, Vik la está realizando con Luan Inversiones, un holding inmobiliario especializado en la construcción de condominios y hoteles de lujo, con una inversión cercana a los US$ 100 millones y que contemplará desarrollar un terreno de 5.000 hectáreas, en la zona de Araçoiaba da Serra, a una hora 20 minutos de Sao Paulo.

Todo lo cual da cuenta de la importancia que le está dando Vik precisamente al mercado de ese país en su foco comercial, y en su interés de posicionarse en el “ultra lujo” brasilero, para lo que incluso harán un lanzamiento en pocos días, con inversionistas e influencers.

“Efectivamente se entablará demanda y llegaremos hasta las últimas consecuencias”, confirma la vocera y gerenta de marketing de Vik, Andrea García.

“En Brasil somos una marca muy potente. Es nuestro mercado número uno y cuando vimos Kim fue muy fuerte, incluso gente de la industria nos preguntaba ‘qué van a hacer con esto’”, dice, apuntando, por ejemplo, a la diferencia en precio y segmento en el que se ubican: un Vik ícono, en torno a los mil reales la botella, frente a un Kim de 88 reales. “Es un daño enorme a una construcción de marca”, dice la ejecutiva, quien apunta a que en Chile los mayores visitantes son también brasileros.

Vik ya emprendió una primera acción. Fue a la justicia chilena con una medida prejudicial preparatoria contra Casas Patronales, en la que la acusa de “conductas contrarias a las exigencias de una competencia leal, vulnerando los parámetros de la buena fe”, dado que, expone, existen posibilidades completamente serias y factibles de inducción a la confusión a los consumidores, “en virtud de la evidente semejanza, por no decir -por ahora- imitación de los productos por parte de la futura demandada”.

Allí plantea que entablará tanto de tipo marcario o industrial, pero también de competencia desleal, dado que -especifica en este punto- con este último tipo legal se abarcan conductas contrarias a la buena fe o a las buenas costumbres, “que por medios ilegítimos persigan desviar clientela de un agente del mercado”, que es precisamente lo que reclama a Casas Patronales.

Otra jurisdicción: los descargos de Casas Patronales

Como en toda pugna, hay otra versión de los hechos. “Estamos sorprendidos porque creemos que no existen fundamentos. Se anuncia una demanda en base a supuestos de competencia que nos extraña mucho, pues siempre actuamos dentro de la ley y las buenas costumbres”, refuta el vicepresidente y socio de Casas Patronales, Juan Pablo Castro Brahm, quien consultado por DF MAS, expone su visión de los hechos.

Dice que Casas Patronales no comercializa vinos Kim, sino que está fabricando un vino para un tercero que les mostró ser titular de la marca Kim en Brasil. 

“Enviamos este producto a dicho país. Se nos han exhibido los documentos razonables para la marca Kim en Brasil, así que no vemos ni avizoramos un obrar contrario a la ley por parte nuestra”, apunta Castro, quien añade que no existe ningún fallo de órganos especializados en marcas que haya señalado que exista una semejanza entre Vik y Kim. 

“Aportaremos toda la documentación necesaria para esclarecer la situación”, dice Castro.     
En documentos legales Casas Patronales profundiza en esta relación por encargo del cliente brasileño. El destinatario de los productos con la expresión Kim, dice, es Joao Carlos Beraldo de Oliveira, quien -como dato anecdótico de la creación de esta expresión-, surgió como forma de rendir homenaje a su padre, de nombre Joaquim, en donde Kim corresponde al diminutivo de dicho nombre.

La defensa de Casas Patronales también apunta a que el vino no es comercializado en Chile.

“En otras palabras, los consumidores nacionales no se ven expuestos a la comercialización del producto con la marca Kim”, alegando que la supuesta posibilidad de confusión es una especulación que excede con creces los estándares. Y además, indica, en los registros del Inapi no aparece que Viña Vik sea titular de marca alguna con la expresión Kim. Y que el titular de Brasil, Joao Beraldo, está solicitando la marca en Chile. Así, Casas Patronales defiende su actuar de buena fe y legítimo. 

“Dicho signo es usado legítimamente por parte del importador en Brasil en su país (…) Por lo tanto, cualquier supuesto de confusión mercantil se podría configurar en otro mercado y no en nuestro país”, apuntando a otra jurisdicción del caso.

En tribunales el caso recíén comienza. 

Enrique Ostalé: Falabella "se merece obviamente una valorización más alta, pero eso hay que ganárselo"

En la semana en que la compañía de retail entregó sus resultados 2023, el máximo directivo de la firma dice que éstos “traen buenas noticias para el futuro”, porque demostraron la capacidad de la compañía para generar flujo y porque el indicador clave asociado a la rentabilidad del negocio tuvo una mejora importante. Sobre la expectativa por el nuevo CEO, enfatiza que no se ha descartado un candidato interno, y desdramatiza las diferencias en el directorio. “Cuando todos están muy alineados es como la fórmula para el fracaso”, advierte. 

Gerente general de CLC: “Se produjo un desprestigio que me parece muy injusto"

El máximo ejecutivo de Clínica Las Condes, Pablo Ortiz, se refiere al daño reputacional que ha tenido la institución desde que cientos de doctores dieron un paso al costado. Sobre las notas de crédito con isapres, afirma que presentaron una solicitud a la Superintendencia de Salud. No quiere hablar de responsabilidades ni hacer calificativos, a la espera de la conclusión del trabajo de las auditoras que ficharon para analizar este tema. Pero sí señala que el directorio desconocía estos hechos, sincera que quieren terminar los descuentos, y que éstos produjeron menos ingresos a la clínica y menos costos a las aseguradoras.

Evertec, el candidato a quedarse con la propiedad de Transbank

Una oferta vinculante por quedarse con el control de la firma está en la mesa de los dueños de la procesadora de pagos chilena. Sin embargo, algunos resquemores de accionistas por el precio y la posición en que quedarán luego de salir de la propiedad, tiene el proceso en stand-by. Por mientras, la empresa con base en Puerto Rico sigue en un intenso plan de compras. Una de sus últimas adquisiciones fue en Brasil, donde se quedó con una de las principales compañías en el mercado de servicios financieros electrónicos. Y va por más.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR