Click acá para ir directamente al contenido

Cultura

Carmen Gloria Larenas, directora Teatro Municipal de Santiago: "Queremos que la gente vuelva al centro"

Carmen Gloria Larenas, directora Teatro Municipal de Santiago: "Queremos que la gente vuelva al centro"

Este fin de semana se celebra un nuevo Día de los Patrimonios y como ya es tradición el Municipal de Santiago -que ha estado conmemorando sus 165 años- es uno de los edificios más populares de esta doble jornada.

Por: POR Sofía García-Huidobro - Foto: Verónica Ortiz | Publicado: Viernes 26 de mayo de 2023 a las 14:03
  • T+
  • T-

“Sé que viene de cerca la recomendación, pero tenemos un equipo fantástico que planifica con mucho tiempo el Día de los Patrimonios. Comienza cuando termina el del año anterior, se hace una evaluación de lo que funcionó y lo que no. Hay un trabajo que es muy detallado y sinceramente creo que hay un cariño y un respeto por el Teatro Municipal muy grande, no de ahora, sino que desde siempre: por sus artistas, por su historia, por lo que ha significado en muchos sentidos. Y también una admiración por este edificio del siglo XIX”, comenta Carmen Gloria Larenas, sentada en su oficina el miércoles por la mañana. 

La periodista y bailarina fue nombrada directora del teatro en 2019, transformándose en la primera mujer directora de su historia. En este tiempo le ha tocado enfrentar el estallido social y luego la pandemia, que supuso un inmenso desafío de reinvención y de abrir una programación digital que todavía perdura, bajo el nombre de Municipal Delivery.

“Esta plataforma tiene sentido para llegar a públicos que se hicieron visibles en la pandemia; personas que les interesa lo que nosotros hacemos, pero que por temas de acceso geográfico o también económicos no tenían el hábito de venir al Teatro Municipal de Santiago. Queremos conservar esos públicos que descubrimos y que nos apoyaron entonces. Por eso mantenemos lo híbrido”, señala. 

Agrega que un posible efecto tras la pandemia es que por primera vez la tasa de público que asiste por primera vez al Municipal de Santiago ha crecido. El año pasado fue del 56% y en lo que va de este año el 65% de las personas que han asistido a alguna actividad del teatro, son público que por primera vez vienen. Eso lo saben porque ingresan sus datos a la base de datos.

“Nadie puede tener la certeza de dónde viene la explicación, pero no me cabe duda de que es un público que durante la pandemia descubrió las artes que aquí presentamos y entendió que no es nada para extraterrestres. Es emocionante porque uno ve que se toman fotos con las estatuas, y cuando entran a la sala y ven la lámpara, realmente se maravillan. Eso es súper lindo y uno de nuestros objetivos es que todos se sientan invitados a vivir esta experiencia de ópera, ballet, música, teatro, y todo lo que aquí se ofrece”, apunta.

Según sus datos estos nuevos visitantes son principalmente mujeres, entre los 40 y los 50 años. También tenemos un grupo importante de jóvenes. El rango etario que más ha bajado es el de adultos mayores, indica, fenómeno que responde a una tendencia mundial también como posible efecto de la pandemia. “Hay una tasa de público que va entre el 20% y el 30% a nivel internacional que no va a volver a los espacios. Ojalá no fuera así, pero está estudiado”, dice Carmen Gloria. 

Durante este fin de semana estarán abiertas las visitas guiadas -el sábado entre las 10 y las 13 horas y domingo entre las 15 y las 18 horas- en las que el área de Comunidad y Públicos del Teatro hace un recorrido por los rincones, acontecimientos y personajes que lo han marcado a lo largo de su trayectoria.

Estas visitas se realizarán el sábado entre las 10:00 y las 13:00 horas y el domingo entre las 15:00 y las 18:00 horas. También destaca una performance de la Escuela de Ballet en el frontis.

“Nosotros defendemos que los grandes espectáculos necesitan de una caja escénica y un espacio técnico que te permita generar la magia. Dicho eso, buscamos distintas maneras de convocar y teñir el espacio público, que hoy es una conversación tan vigente. En particular queremos que la gente vuelva a venir al centro. Y eso es en parte por qué hacemos pequeñas intervenciones. También tenemos un estacionamiento al frente y un convenio en Cabify, entre otras medidas para atraer al público. 

-Hay acciones concretas, y simbólicas también, como la limpieza de fachadas de este y otros edificios emblemáticos del centro de Santiago impulsada por el Gobierno Metropolitano. ¿Tienen un efecto anímico que se traduzca en la audiencia? 
 “Sí, he recibido buenos comentarios del proyecto de la limpieza. Pero existe cierto grupo que evita venir por el tema de la seguridad. Yo les digo ‘voy todos los días al centro, porque es mi trabajo y mi experiencia es buena’. Pienso que nadie va a llegar con la varita mágica a hacer tilín y todo se va a arreglar, entre todos tenemos que cambiar esa realidad. Es un trabajo desde el gobierno central, los gobiernos comunales, la policía y la sociedad civil. Creemos que una de las soluciones es no abandonar los espacios públicos”.

Otra de las áreas que buscan destacar en el Día de los Patrimonios es el Centro de Documentación de Artes Escénicas (DAE). “165 años es mucha historia. ¿Quién ha cantado aquí o quien bailó tal función? Por ejemplo, acá se firmó el voto universal femenino en 1949. Entonces el DAE es el organismo que se preocupa de conservar esa memoria, y los últimos dos años le hemos dado más visibilidad. Hay toda una comunidad de académicos, historiadores, estudiantes, melómanos u operáticos a los que les gusta informarse”. Para esta labor han postulado a fondos que se destinan a la conservación de documentación y de vestuario también. 


Viva la diversidad
Una de las banderas que su gestión enarbola es la de la diversidad. Diversidad en la programación que se traduzca también en diversidad de audiencia, plantea la directora.

“Una mirada que estamos tratando de poner es la de la sustentabilidad del teatro, entendiendo que una organización así tiene muchos desafíos financieros, pero también debe tener un derrotero para darle estabilidad a sus trabajadores. Ya sabemos las crisis que ha tenido el Municipal en ese sentido. Una manera de lograr sustentabilidad es combinando programación clásica con una mirada más contemporánea y logrando captar así una audiencia más diversa. Queremos que vuelva nuestro público histórico y que se sumen nuevas personas, que son el futuro del teatro. No se trata de unos u otros, son todos juntos. Y ese un desafío, porque son públicos con gustos distintos”, sostiene. 

Carmen Gloria mira el monitor instalado en un muro de su oficina que muestra el montaje en plena producción de Sigfrido, adaptación de la ópera de Richard Wagner para el Pequeño Municipal. Destinar mayores recursos y tiempo de trabajo artístico y técnico a las obras que se dirigen a niños y sus familias, es una de las apuestas que ha dado buenos resultados, señala. 

El calendario del segundo semestre incluye óperas populares, que buscan llenar el teatro, como Carmen y Rigoletto. Pero también obras menos frecuentadas como Don Pasquale, o El viaje a Reims, ópera que tendrá su estreno en Chile en este teatro. Otra novedad es la programación de la sala Arrau, donde están comisionando una obra de teatro anual. En 2022 fue Arrau, el otoño del emperador, presencial, encargada a la dramaturga Ximena Carrera y al director Francisco Krebs.

Y este 2023, en que se conmemoran los 100 años del nacimiento de María Callas, se comisionó una obra sobre la diva de ascendencia griega donde también tiene un rol importante Claudia Parada, que fue una gran soprano chilena contemporánea a Callas.

En materia de danza, lo mismo, completa Larenas: “Tenemos los grandes clásicos como El lago de los cisnes y Cascanueces, pero también un estreno mundial llamada Callas la Divina y que es una creación específica para el Ballet de Santiago. Lo mismo con otra obra anterior que viene en el mes de julio, que se llama Nijinska y fue una gran creadora que ha sido muy ignorada por el mundo de la danza. El tema mujer está bien presente y es un buen momento para rescatar grandes artistas”. 


Alianzas virtuosas Una de las alianzas que celebran es la que mantienen con la Fundación Ibáñez Atkinson. “Tenemos una especie de matrimonio, porque ellos están enfocados en el desarrollo de los jóvenes cantantes y músicos a través del programa Young Artist Program (FIA-YAP). Y eso sucede acá en el teatro. Para la formación de los cantantes es muy importante conocer el proceso de producción que hay detrás. Es una alianza que nos ha traído mucha alegría y que espero se siga proyectando en el tiempo”, afirma Carmen Gloria.

Pero sin duda es la alianza que acaban de estrenar con la Ópera de París la que hoy la tiene dichosa: “Es un regalo. No sólo para el Teatro Municipal, para la danza en Chile. Es un proyecto que nos abre una comunicación directa con uno de los teatros más importantes del mundo y que nos va a permitir formar a nuestros profesores y alumnos de danza con un nivel de calidad superior”.

La alianza es inédita para la Ópera de París, es primera vez que abren un acuerdo de esas características, y en principio tendrá una duración de tres años, para ir evaluando resultados y probablemente extenderse a seis. Adelanta además que la idea es escalarlo al resto de Latinoamérica, abriendo una convocatoria el próximo año. “En el continente hay mucho talento, pero pocos recursos y becas. A una niñita o un niño con mucho talento, ¿cómo le dices que vaya a la escuela de Ópera de París? Es muy difícil. Por eso queremos transformar a Chile en un foco de desarrollo de la danza a nivel latinoamericano, invitándolos a nuestro taller de verano que es un curso intensivo de 15 días. 

La directora cuenta que la semana pasada ella y parte de su equipo estuvieron participando de una conferencia anual de Ópera Latinoamérica en Sao Paulo y Manaos, Brasil. En la instancia se reúnen representantes de teatros de Latinoamérica y España.

“Ahí se genera colaboración, intercambios, arriendos y coproducciones. Pero principalmente tiene que ver con encontrarse y compartir. La pandemia fue feroz para todos los teatros: grandes, chicos, independientes. Son momentos donde uno puede conversar cara a cara en mucha profundidad, principalmente sobre los problemas que tenemos. Se abren posibilidades de colaboración y coproducción, y eso forma parte de la riqueza de la cultura”. 

Dinero & política
-¿Cómo sigue el estatus financiero del Municipal? Es una de las batallas permanentes que debe enfrentar el teatro. 
 “Sí, sabemos que se ha pasado por momentos difíciles y por eso hablo de esta visión sustentable; es una preocupación y un mandato poder desarrollar el teatro con estabilidad. Puedo decir que lo hemos logrado, estamos con una situación financiera  equilibrada, pagando los créditos que debemos, haciendo muy buen arte sobre el escenario, pero siempre con conciencia respecto de cuáles son nuestros límites y hasta dónde podemos llegar. Los aportes públicos se han mantenido, lo que es fantástico. Nuestra estructura de financiamiento es a través del Gobierno central, el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, que nos da una subvención anual; el Municipio de Santiago y el aporte que viene de los municipios de Vitacura, Providencia y Las Condes. A eso le sumamos la generación propia de ingresos por concepto de boletería, arriendos de salas y espectáculos en los que vamos con riesgo compartido con la productora, y luego aportes de privados y donaciones”. 


-Y en materia política, ¿cómo ha funcionado el nuevo directorio? (Este año se integraron la periodista Paula Escobar y el compositor Miguel Farías, nombrados por la alcaldesa de Santiago)
“Yo llegué al Teatro en 2019, nombrada por el alcalde Felipe Alessandri. Vino estallido, pandemia, elecciones y la nueva alcaldesa Irací Hassler que me confirmó en el cargo. Diría que el teatro tiene una gran riqueza de la que se habla poco, y es que tiene un gobierno corporativo más allá de los alcaldes y alcaldesas del momento. En la mesa están todas las tendencias políticas, y es un ejercicio que valoro mucho porque creo que es lo que Chile necesita en cuanto a entendimiento y acuerdos.

Cada miembro del directorio aporta desde lo suyo y la dinámica es súper positiva. Felipe Alessandri, que fue quien me escogió, se atrevió a poner a una mujer en 165 años de historia por primera vez, no es poco y se lo agradezco. Y el primer gesto de la alcaldesa fue confirmarme. Ella está bien involucrada en el trabajo del directorio.


-Tu periodo a cargo del teatro es indefinido. ¿Te imaginas mucho tiempo más ahí? 
 “La verdad es que no pienso mucho en eso, porque creo que la vida nos mostró con la pandemia que todo puede cambiar tanto. Me encanta mi trabajo, trato de hacerlo lo mejor que puedo desde el primer día. Y cuando me equivoco soy dura conmigo. Pero tengo claro que son cargos que van y vienen".
"Mi experiencia profesional siempre ha sido irme en el minuto adecuado. Pero quisiera tener un tiempo suficiente para desarrollar la visión que tengo para el teatro, y contribuir al desarrollo de la organización. Y cuando tenga que partir, que sea algo bueno para mí también”.


Este mes Diario Financiero, DF MAS y ED firmaron una alianza de colaboración anual con el Teatro Municipal de Santiago que se traducirá en mayor contenido sobre la programación del teatro y descuentos de hasta 50% para los suscriptores, disponible en Tienda DF. 

Los diseños de Karyn Coo cobran nueva vida inteligente

“Karyn es análoga, trabaja en su carril artística, con lápiz y papel, hilo y aguja, y nosotros estamos full con el computador diseñando, estrujando la inteligencia artificial, entendiendo su lenguaje y todas las posibilidades que ofrece. Entonces fue súper bonito ese cruce editorial”, dice Mariana Pardo.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR