Click acá para ir directamente al contenido

Cultura

Las inversionistas que llegaron al Festival de Venecia tras apostar por película “Memory”

Las inversionistas que llegaron al Festival de Venecia tras apostar por película “Memory”

Las dos socias de Screen Capital financiaron esta película con director mexicano y protagonizada por una actriz ganadora de un Oscar. La cinta fue seleccionada para Venecia y ellas esperan que esa vitrina se traduzca en una buena venta y desempeño comercial del filme. “Eso es para nosotras el éxito”, aseguran.

Por: Juan Pablo Silva | Publicado: Viernes 1 de septiembre de 2023 a las 10:26
  • T+
  • T-

“Hace cuatro años, cuando partimos con esta idea, nos miraban con cara de bichos raros”, dice Tatiana Emden, fundadora de Screen Capital. Cuando empezó con su socia Joyce Zylberberg a conversar con inversionistas para financiar proyectos audiovisuales, pocos creían que podía ser un buen negocio, salvo las personas relacionadas a la industria. Con ellos, ya han levantado dos fondos de US$ 20 millones cada uno.

Con la huelga de Hollywood, movilización que involucró a guionistas y actores desde mayo, la idea de estas dos chilenas se hizo aún más relevante. Eso debido a que en la industria ha generado molestias que los creadores dependan del financiamiento de grandes productoras o plataformas de streaming, a lo que se suma el cansancio de tener que ceder la propiedad intelectual sin un plazo de término. Ahí entra justamente Screen Capital: sus fundadoras declaran que vienen a resolver este problema, invirtiendo en proyectos a cambio de equity.

La primera inversión del fondo Screen Capital One fue en la película Memory, dirigida por el mexicano Michel Franco y protagonizada por la ganadora del Óscar Jessica Chastain (EEUU).

Llegaron a ellos a través de sus socios en la productora 7395 media, Moisés Chiver y Paula Manzanedo, así conocieron a Franco.

Las socias están felices: llevaban semanas ansiosas y dialogando con el director y los productores mexicanos, hasta que el 21 de julio supieron que la película había sido seleccionada para la competencia oficial por el León de Oro en el Festival de Venecia.

“Alivio, felicidad y las familias gritando por atrás en el teléfono”, relata Emden, al recordar ese episodio, que ocurrió cuatro día antes que el Festival anunciara mundialmente la selección. Agrega que cumplieron el objetivo y que esperan que la cinta siga sumando éxitos. Este este fin de semana vuelan a la ciudad italiana para participar en el festival que comenzó el miércoles recién pasado y se extiende hasta el 9 de septiembre .

“Esta es una oportunidad para demostrar que el financiamiento independiente en proyectos de alto espectro es posible y hoy es súper contingente. Memory para nosotros prueba una tesis de que el financiamiento independiente de películas de alto talento es cada vez más necesario y Venecia lo prueba”, señala Joyce Zylberberg.

El negocio de Screen Capital consiste en que las socias reciben capital de inversionistas privados y con eso financian producciones audiovisuales. Cuando éstas salen al aire, comercializan los derechos y esperan con los niveles de la audiencia obtener los retornos.

Primera etapa
Lo de la llegada de Memory a Venecia, sin embargo, es sólo la primera etapa, aseguran las socias. “Para nosotras es un gran logro en lo creativo, pero como fondo y como managers vamos a celebrar cuando veamos una súper buena venta. Eso es para nosotras el éxito”, explica Zylberberg. “Al final el cine es arte y es industria también. Tienen que ir de la mano. Para nosotras, especialmente con Screen Capital, ambas cosas tienen que funcionar en paralelo. O sea, si una nominación no nos trae réditos comerciales al fondo, le falta una mitad”.

Su socia agrega: “Es una es una súper buena exposición de marketing para la película. Nosotras estamos felices de que así sea, pero ahora viene la etapa dura, que es la performance. Finalmente para poder recuperar la inversión y seguir haciendo lo que lo que estamos haciendo, ésa es la clave”.

El próximo 8 de septiembre esperan juntarse con el equipo de la película, incluido los actores, y celebrar el hito de llegar hasta allá. Pero, insisten las socias, el foco de ellas es salir a vender.

“Desde el punto de vista del fondo, uno espera que en estas instancias se materialicen las ventas de nuestras inversiones. Entonces, para nosotros el Festival es a la vez un mercado donde vas a finalizar los deals de venta y esperas lograr lo mejor comercialmente también para la película”, dice Zylberberg.

Retornos en dos años
Desde su oficina en El Bosque, rodeadas de libros que mezclan inversión y cine, cuentan que cuando ya tienen la inversión, se echa a andar el proyecto y esperan que en un año esté terminado y listo para el estreno. “Cuando lo lanzas, esperas en máximo un año también tener el grueso de la información de retorno, si fue exitoso o no. Nuestro ciclo de maduración es de dos años”, aclaran.

A diferencia del mercado de venture capital, en que se esperan retornos desde los cinco años, o incluso más, en este modelo se puede saber en bastante menor tiempo cómo le fue a la inversión, destacan las socias. Por eso, la nominación al Festival de Venecia “es una muy buena noticia para el Fondo desde el punto de vista de la curatoría de la película y también de las posibilidades comerciales que se abren”, insiste Zylberberg.

Cambio de paradigma
Debido a la huelga de actores y guionistas, las socias de Screen Capital creen que éste será un festival sin abundancia de estrellas y más centrado en los directores y creativos.

A raíz de esto, explican que su modelo de negocio viene a entregar más poder a los creadores. Buscan financiar el proyecto, para que la propiedad intelectual se quede con el productor o el inversionista, y que una plataforma compre la licencia sólo por un territorio y un tiempo específicos.

“Lo que está pasando hoy es que ese modelo se está asentando justamente por las huelgas, por la oportunidad que tienen las plataformas de no seguir financiando el 100% de las cosas cuando todo es medio desechable y requieren contenido abundante. Por lo tanto, financiar el 100% no tiene ya ninguna lógica. La lógica ahora es ‘yo tomo este contenido porque me va a servir para Latinoamérica durante, qué sé yo, un periodo X y no me importa el resto. Tómalo tú, termina de financiarlo y has lo que quieras. El paradigma está cambiando ahora y vemos que está siendo relevado”, afirma Emden.

Las chilenas celebran, pero aún no sacan cuentas alegres. Declaran estar orgullosas del trabajo que empezaron hace cuatro años. Ya son diez personas en la firma y no ocultan el optimismo: “Creíamos que si uno armaba bien la estructura, iban a haber muchas oportunidades, lo que nunca pensamos es que iba a ser tan rápido”.

El libro que revive la obra del pintor chileno Eduardo Mena

Mena, a secas. Así lo llamaban sus conocidos y es el título del libro que recoge parte de la obra del pintor Eduardo Mena Concha y que acaba de lanzarse junto con una exposición en el Museo Municipal de Bellas Artes Palacio Baburizza, en Valparaíso. Aquí su hermano, el escritor y médico Beltrán Mena,  cuenta sobre la vida y obra del artista.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR