Click acá para ir directamente al contenido

Bandeja de salida

Jinks y retiros de AFP: "La sensatez comienza a estar cada vez más arrinconada"

Jinks y retiros de AFP: "La sensatez comienza a estar cada vez más arrinconada"

La tenista japonesa Naomi Osaka no es la única con sentimientos de ansiedad en estos días. Los ciudadanos en Chile vemos como cada día nuestros representantes se levantan de la cama con la idea de mantenernos como loros en el alambre.

Por: JJ Jinks | Publicado: Domingo 6 de junio de 2021 a las 04:00
  • T+
  • T-

Hay pocos deportes más lindos y nobles que el tenis. Estar parado en ese rectángulo tratando de pasar la pelota al otro lado es gratificante y emocionante a la vez, ya que no es nada fácil hacerlo. Por eso ver a tenistas profesionales en acción es un placer del cual uno no se debiera restar; la impactante precisión con que golpean la pelota y un despliegue físico asombroso transforman este deporte en un verdadero regocijo estético. En este momento está en pleno desarrollo Roland Garros, el torneo más importante del mundo sobre arcilla, pero la noticia ha estado fuera de la cancha.

La tenista japonesa Naomi Osaka, la primera jugadora asiática en lograr ser la número uno del ranking (hoy es número dos), ha renunciado al torneo después de ganar su primer partido. Lo hizo luego de que la organización la multara por no asistir a la conferencia de prensa obligatoria tras el partido. Previo al torneo Osaka había anunciado a través de las redes sociales que no iba a asistir a la cita con los periodistas, pues esto le causaba gran ansiedad y no le hacía bien a su salud mental.

La tenista nipona ha comentado públicamente que ha tenido que lidiar desde hace años con episodios de depresión. La falta de comprensión por parte de la organización la llevó a comunicar su renuncia, la que muchos han visto como una declaración de principios de autonomía frente a las presiones que conlleva ser un deportista de elite.

Naomi no es la única con sentimientos de ansiedad en estos días. Los ciudadanos en Chile vemos cómo cada día nuestros representantes se levantan de la cama con la idea de mantenernos como loros en el alambre. La discusión pública ha perdido cualquier atisbo de racionalidad, y no importaría gran cosa la estulticia reinante si no fuera nuestro futuro y el de nuestros hijos el que está pasando de un lado a otro de la red.

El gobierno atado de pies y manos da por suspendidas las conversaciones que apuntaban a modificar el sistema de pensiones, mientras los ciudadanos asistimos como espectadores a las cada vez más creíbles amenazas de nacionalizar (vaya eufemismo) los fondos de pensiones, un tímido cuarto retiro o incluso el retiro completo de los ahorros en la AFP.

Este último proyecto, impulsado por el diputado UDI Alessandri, en sus palabras buscando evitar la apropiación de los fondos en un futuro gobierno de izquierda ha encontrado eco en doña Pamela Jiles, por otras razones naturalmente. Dios los cría y el diablo los junta. Luis Messina, general del movimiento NO + AFP, ha calificado el proyecto de populista, poniendo la cuota de humor siempre necesaria.

No hay espacio alguno para hablar de los efectos desastrosos que tendrían estas iniciativas sobre la macroeconomía y el mercado de capitales. Cualquier intento de hacerlo es rápidamente descalificado con el mote de neoliberal, lo que invalida cualquier discusión posible. A la hoguera con los neoliberales. La sensatez comienza a estar cada vez más arrinconada y los que entienden un poco solo juntan ansiedad. “Paren el mundo que me quiero bajar”, dice una frase apócrifa de Mafalda (se non è vero è ben trovato), Naomi Osaka se bajó de Roland Garros, nosotros no podemos bajarnos de Chile, pero ganas dan.

La columna de J.J.Jinks: El sartén

Es cierto que el gobierno ha tenido al frente una oposición dura e intransigente, pero las responsabilidades del gobierno son evidentes de nunca haber logrado conectar con la ciudadanía.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR