Click acá para ir directamente al contenido

Por dentro

Las nuevas batallas de Penta

Las nuevas batallas de Penta

Tras mantener un bajo perfil durante varios años, la sociedad de Carlos Eugenio Lavín y Carlos Alberto Délano protagoniza hoy varios episodios a nivel de disputas de negocios en tribunales.

Por: Nicolás Durante | Publicado: Domingo 13 de junio de 2021 a las 04:00
  • T+
  • T-

La orden a los gerentes y abogados era siempre mantener el más bajo perfil posible. Ni agencia de comunicación tenían, y las campañas de marketing estaban reducidas al mínimo. Al interior de Empresas Penta, controlada por Carlos Eugenio Lavín y Carlos Alberto Délano, quedaron golpeados con la exposición mediática luego del descubrimiento de boletas que financiaban ilegalmente a la política y que sacudió al mundo empresarial y partidos de lado y lado. 

Pero cuando el Congreso empezó a discutir la inclusión de las rentas vitalicias en el retiro del 10% de los fondos previsionales, se encendieron las alarmas. Cuentan fuentes conocedoras que en las oficinas del tercer piso de El Bosque Norte 500 respiraron un tanto aliviados cuando Joaquín Cortez, presidente de la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), fue al Congreso y explicó que técnicamente no era posible recuperar el 10% de los fondos de las rentas vitalicias. Pero cuando el proyecto fue aprobado, contra todo pronóstico de los técnicos, Carlos Celis, gerente general de Penta Vida, pasó 10 días en las oficinas de los abogados que asesoran al grupo, Alfredo Alcaíno y Marcelo Giovanazzi, preparando la artillería legal. 

Primero, fueron contra la CMF, pero la Corte de Apelaciones desechó esa actuación y el jueves por la noche iniciaron la segunda acción, en la que se sumó a otro jurista, Arturo Fermandois, esta vez específicamente contra José Antonio Gaspar y Daniel García, directores jurídicos y de conducta de mercado de la CMF, respectivamente por actos posteriores, “por haber privado y perturbado todos ellos los derechos constitucionales” de la aseguradora.  

Y la batalla, dicen entendidos, está recién comenzando. “El rayado de cancha aquí es fundamental. No vamos a descansar hasta demostrar que el Estado ha fallado en respetar las reglas del juego”, explica un ejecutivo del grupo. 

Segunda línea y ejecutivos

Quienes trabajan más estrechamente con ‘los Carlos’ cuentan que es Lavín el que está más involucrado en cada uno de los negocios y en el día a día. Carlos Alberto Délano ha estado más bien en segundo plano después del proceso judicial que enfrentaron. Para él, dicen en su entorno, el golpe fue más fuerte, dado el mayor protagonismo que tenía en política, en la Teletón y en Azul Azul. 

Sin embargo, sus hijos sí participan activamente. Especialmente Carlos y Pablo Délano Méndez, en todas las áreas. Carlos, en particular, y Pedro Ducci, esposo de Verónica, una de las dos hijas del empresario, han estado muy presentes en Minera Dominga, el proyecto de hierro y cobre que tienen con los Garcés Silva en la Región de Coquimbo y que ha enfrentado un arduo proceso judicial, todavía sin poder construirse. Ducci, de hecho, reemplazó como presidente ejecutivo de Andes Iron al renunciado Iván Garrido, el año pasado.  

José Luis Délano es gerente de Duero, el family office de la familia desde donde habrían participado en rondas de financiamiento de venture capital. 

Tomás, por su parte, aunque participa en el directorio de Penta Vida, tiene su carrera en paralelo en LarrainVial, donde es gerente de finanzas y desarrollo de Activa, el brazo de capital privado de LV y uno de los más grandes y diversificados de la región.

Por el lado de los Lavín, Carlos Eugenio está directamente involucrado, aunque sus hijos Carlos y Francisco también participan en los directorios de Penta Vida, la que es hoy -por tamaño, relevancia y regulación- la joya de la corona de Empresas Penta. 

Pero sin duda los principales delegados del poder de los Délano y los Lavín en las distintas ramas de negocio son sus ejecutivos. Carlos Celis en Penta Vida, Horacio Peña en el negocio inmobiliario en Penta Las Américas, Rodrigo Sprohnle en el negocio financiero y Arturo Miquel en el área agrícola. 

Oscar Buzeta, gerente general del holding, es hoy uno de los más poderosos y cercanos a los controladores, además del presidente de Empresas Penta, Fabio Valdés

Cobrando préstamos

Y así como decidieron salir con toda la estrategia judicial en el caso de las rentas vitalicias, algo similar ha ocurrido con dos bullados casos de los últimos meses. El primero es Enjoy, donde son uno de los principales bonistas y ahora uno de los principales accionistas, a través de la compañía de seguros de vida: quieren de vuelta los cerca de $33.083 millones que le debe Enjoy -tras su reorganización- a Penta Vida.

En esta pasada, otra vez se repite el nombre de Carlos Celis, como el coordinador y brazo derecho de los controladores para negociar con la familia Martínez los términos de la conversión de deudas por acciones. En esa pasada se aliaron con Henry Comber de Euroamérica y Fernando Tisné de Moneda. 

Finalmente, propusieron a Jaime Maluk, ex gerente general de la compañía de seguros de BTG en Chile y hoy director de Empresas Hites, para que se integrara a la mesa en representación de Penta. 

La otra pelea que están dando es con Álvaro Saieh. Fueron parte, junto a los bancos Internacional y BTG Pactual Chile -además de las compañías de seguros Confuturo, Metlife, Principal y el fondo BTG Pactual Deuda Privada-, de un crédito a SAMS, una sociedad aguas arriba del grupo Saieh, por unos US$ 124 millones en septiembre de 2018. 

Sin embargo, a mediados de mayo el controlador de SMU no pagó completamente el vencimiento y decidieron demandar. Hasta el cierre de esta edición seguían afinando la renegociación de ese pago. Si no hay éxito, seguirán con la liquidación de la sociedad.

“Por lo general, desde el Caso Penta, todo lo negociaban directamente para evitar los tribunales y los titulares de prensa, pero desde el año pasado volvieron con todo y no les va a temblar la mano en demandar para recuperar sus dineros”, dice un conocedor del grupo. 

Negocio financiero 

Luego de salir del banco, la administradora de fondos y la compañía de seguros generales, que vendieron en un total de US$ 1.000 millones en plena crisis, ahora enfocaron sus esfuerzos en áreas menos vistosas, pero tanto o más rentables. 

En cuanto al negocio financiero, que se concentra en Penta Financiero, cuentan en la firma que están en un proceso intenso de digitalización que tiene muy entusiasmados a los ejecutivos y sus controladores. Conocedores de la empresa dicen que miran con interés lo que pasa en el mundo del venture capital y que probablemente inviertan en una fintech para Latinoamérica.

Penta Financiero participa a través de Gama en el leasing operativo y arriendo de vehículos a empresas y personas y tienen oficinas en varias partes de Chile. Es hasta la fecha el cuarto actor del mercado y son socios en partes iguales con Indumotora y Eurofrance, ligada a Fernán Gazmuri, que representa a Citroen y DS en Chile.  

Pero además están en el sector de financiamiento automotriz en Mundo Crédito, donde son socios con el grupo Algeciras de Eduardo Elberg y que en enero de este año anunciaron una alianza además con Gazmuri para seguir creciendo, y que recientemente la Fiscalía Nacional Económica aprobó. 

De hecho, el 14 de mayo, Penta Financiero concretó su primera colocación de bonos en el mercado local por un millón de UF, unos $ 28.703 millones, y en cuyo remate en la bolsa participaron más de 15 inversionistas institucionales. Todo ese dinero es parte del plan de crecimiento que tienen con los Elberg y Gazmuri.

A marzo de este año, Penta Financiero ganó $ 2.339 millones, mucho mejor que los $ 1.237 millones que ganaron en los primeros tres meses de 2020. Según conocedores, están explorando abrir operaciones en otros países de la región. 

Paltas y Phoenix 

Además de los financieros, el negocio agrícola es donde tienen puestos varios millones de dólares de sus inversiones y ganas de seguir creciendo. En Coquimbo y Curicó tienen casi 1.000 hectáreas plantadas con paltas, uvas de mesa, naranjas, mandarinas y cerezas. Todos agrupados bajo la sociedad Agrícola Mercedario. 

Además, crearon la empresa Quelen Export en 2011 para exportar esta fruta. Hace poco compraron un campo en Sagrada Familia para seguir con la expansión, y se ha visto a los Carlos visitar los campos para ver cómo avanza el proceso de mecanización de las cosechas. 

Y siguiendo con los activos reales, es en las inversiones inmobiliarias fuera de Chile donde tienen puestas la mayor cantidad de fichas. En ciudades como Boston y Phoenix, en Estados Unidos, ya cuentan con proyectos y siguen analizando más en alianza con desarrolladores locales estadounidenses. Además, en Chile la filial Las Américas cuenta con edificios, carreteras, hoteles y hasta cementerios. 

En donde no estuvieron este año, y por razones obvias, fue en el financiamiento a candidatos políticos. Según los registros del Servel, no hay aportes de ninguno de los dueños ni los hijos de ambas familias a candidatos a concejal, alcalde, gobernador ni constituyentes. 

Con Sebastián Piñera, con quien eran muy amigos, principalmente Délano, no se hablan por meses. Y en general, la segunda generación de la familia está muy poco involucrada en temas públicos. Así lo decidieron los padres. 

Uber: “Más que nunca, nuestros ojos están puestos en Chile”

Es la primera entrevista de representantes de la empresa tecnológica tras anunciar la compra de Cornershop, en mayo. Aquí, las cabezas del área Eats y Rides para países del Cono Sur hablan de las oportunidades que se aceleraron con la pandemia, y de por qué “Chile tiene una oportunidad única” en este proceso.

Los detalles que esconde la nueva nave de Mercado Libre

Todavía no se inaugura, y DF MAS fue el primer medio que logró conocer la bodega más grande de Chile 100% dedicada al comercio electrónico. ¿Cómo funciona la logística y cuáles son los secretos de estos 43.000 metros cuadrados?

SIGUIENTE »
« ANTERIOR