Click acá para ir directamente al contenido

Punto de partida

Más de dos mil estudiantes han sido aceptados en universidades extranjeras gracias a esta startup

Más de dos mil estudiantes han sido aceptados en universidades extranjeras gracias a esta startup

Nexstep nació el 2016 luego de que su fundador se especializara en ayudar a jóvenes de escasos recursos a entrar a la universidad. Crecieron orgánicamente y actualmente dicen tener el 50% del mercado de postulaciones a postgrados en el extranjero.

Por: Juan Pablo Silva | Publicado: Sábado 6 de mayo de 2023 a las 20:00
  • T+
  • T-

Estudiar en el extranjero. Tal vez muchos chilenos han tenido la oportunidad de plantearse este desafío. Las becas Chile son apetecidas y para muchos es considerado una inversión tener postgrados fuera del país. Guillermo Barros vio esta oportunidad por un caso personal.

Luego de egresar de Periodismo en la Universidad de los Andes, Barros quiso estudiar dirección de televisión en España. Buscó programas, financiamiento e información al respecto, postuló y no fue aceptado. “Me di cuenta de la poca asesoría que existe para irse a estudiar afuera”, afirma.

Hoy agradece no haber tomado ese camino. Mientras estudiaba fundó junto a tres amigos la Fundación por una Carrera, que asesora a jóvenes de escasos recursos a entrar a la universidad. La asesoría es académica pero también en la búsqueda de becas estatales. Barros dirigió esta organización por cinco años y se hizo experto en postulación a las becas del Estado.

El 2016, el periodista se convenció de que su expertise en postulación a becas podía replicarse para becas Chile, creía que no existía la cantidad suficiente de información en el mercado. Ayudó a los primeros interesados y orgánicamente -debido al éxito- se fue corriendo la voz de sus asesorías. Nació Nexstep.

En el camino -a pedido de los clientes- fue creando otro tipo de servicios: “muchos no sabían qué querían estudiar o dónde hacerlo, ahí nació la consultoría”, recuerda. Además, contrató a una profesora de inglés que ayude a preparar las pruebas necesarias.

Los primeros dos años fue sólo él en la empresa. Con la llegada de la pandemia, Barros pensó que el negocio se acabaría, las universidades pasaron a programas en línea y todo estaba cerrado, para eso empezaron a adaptar digitalmente la plataforma. Todo lo contrario. El negoció explotó, desde ese año han crecido un 100% anual, han asesorado a cerca de 2.400 estudiantes y tienen una tasa de aceptación del 96%.

Actualmente la plataforma cuenta con cuatro servicios: una consultoría vocacional con sicólogos laborales para saber dónde estudiar (que están reemplazando por un recomendador inteligente que desarrollaron tras dos años de estudios e integración de datos) que tiene un valor de $ 50 mil; consultoría académica para tener una buena postulación ($ 250 mil por postulación), curso de inglés para Toefl e Ielts ($ 490 mil) y luego asesoría para postular a becas. Trabajan 16 personas en la empresa.

El 2022 facturaron US$ 350 mil, todo con ingresos propios, son rentables y dicen no buscar capital de riesgo. Barros destaca que México, Colombia, Perú y Brasil son los países de la región que más estudiantes tienen afuera y últimamente han recibido clientes de los primeros tres, por eso, decidieron digitalizar sus procesos para expandirse a estos países durante este año y triplicar las ventas.

Aseguran tener el 50% del mercado nacional, el año pasado postularon 500 personas con ellos y el 2021 fueron 400. El 30% busca irse al Reino Unido, un 20% a España, 15% a Estados Unidos y luego repartidos en Australia, Nueva Zelanda y otros países de Europa. Las solicitudes son principalmente para programas de LLM y en segundo lugar especializaciones en negocios, “aunque no soy amigo de los MBA, cada vez son menos rentables y hay programas mejor diseñados”, dice el fundador. Luego lo siguen las carreras de la salud, educación y sicología.

“Que la muerte sea opcional”: El viaje de Ian Lee a la isla donde (casi) todo está permitido

Esta semana el fundador de Examedi aterrizó en Roatán, Honduras, para atender a Vitalia City, una ciudad satélite que reúne a startups y empresarios dedicados a la industria de la longevidad. El emprendedor chileno compartió con jóvenes que experimentan con medicamentos sin aprobación y que sueñan con llegar a la fuente de la juventud. “Hoy me mantengo un poquito al margen de todo esto”, señala.

Con US$ 12 millones fondo busca invertir en startups mineras

Tras vender su compañía Mining Tag en 2021, Andrés Rodríguez, de entonces 38 años, no quería jubilarse. Fue así como hablando con emprendedores del rubro minero detectó una problemática común: existía poco capital de crecimiento para firmas vinculadas a esta industria. Con eso en mente, y junto a la administradora de fondos Alza, creó un fondo de US$ 12 millones para invertir en tecnologías enfocadas en faenas, yacimientos y más.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR