Click acá para ir directamente al contenido

Por dentro

Con Sebastián Edwards en el directorio y un salto al sector oriente: El upgrade del Grupo Errázuriz en seguros y las alertas por el litio

Con Sebastián Edwards en el directorio y un salto al sector oriente: El upgrade del Grupo Errázuriz en seguros y las alertas por el litio

Son más de 15 empresas las que dirige Francisco Javier Errázuriz Ovalle. En su buque insignia asegurador, sumaron al directorio al economista de la UCLA y están ampliado operaciones al sector oriente de Santiago. En el negocio del litio, el presidente del grupo alerta: “Chile debe desarrollar los proyectos de litio lo antes posible, antes de que haya una abundancia del producto”.

Por: Azucena González | Publicado: Sábado 2 de diciembre de 2023 a las 21:00
  • T+
  • T-

“Somos un grupo muy tradicional, que seguimos creciendo en Chile con niveles de deuda de cero (…) Toda nuestra generación se reinvierte en Chile”, cuenta Francisco Javier Errázuriz Ovalle, 50 años. Él es el tercer hijo de siete y el mayor de los hombres del empresario Francisco Javier Errázuriz Talavera, ex dueño de Unimarc, y quien hoy está retirado de los negocios por problemas de salud.

Fue en 2011 que Errázuriz Ovalle asumió la dirección del holding de empresas que forman el Grupo Errázuriz, que integran desde agrícolas, salmoneras, hasta mineras. Una de ellas, el área de seguros generales -su buque insignia, Renta Nacional-, tuvo esta semana un encuentro de negocios privado, instancia que Errázuriz Ovalle encabezó. Tras ello aceptó conversar con DF MAS sobre planes y coyuntura nacional.

Vamos por parte. En el negocio asegurador general -y la razón del encuentro sucedido este martes-, es porque el grupo ha estado impulsando transformaciones en diversas direcciones. De partida hubo un cambio en el gobierno corporativo, pues salió del directorio un histórico del Grupo Errázuriz, Eduardo Viada, ex gerente general y expresidente de Unimarc, y quien se desempeña como gerente general corporativo del Grupo Errázuriz.

MOP y Sernac se enfrentan por quién defiende a usuarios de Autopista Vespucio Oriente

¿Su reemplazo? El economista de la UCLA, Sebastián Edwards, quien se sumó como director a una mesa que ya integran otros independientes, al igual que él: Juan Enrique Budinich, Enrique Goldfard (ex gerente de Bolsa de Comercio) y Claudio Asecio (ex Planvital y ex EuroAmerica). Con el cambio, el único miembro del grupo es Errázuriz Ovalle, quien ostenta la presidencia. 

“Sebastián Edwards fue una gran casualidad de la vida. Nos conocíamos de antes”, responde sobre esta integración Errázuriz Ovalle. Además, estos cambios han ido acompañados de aumentos de capital por parte del grupo a este rubro de seguros generales: US$ 3 millones entre 2019 y 2020, y otros US$ 18 millones activados en 2022 (ver recuadro).

“El 2024 va a ser igual o peor”

Este negocio asegurador es sólo uno de los 15 rubros donde Grupo Errázuriz ha puesto sus fichas, y que como matriz también ha tenido cambios en su gobierno corporativo, con la incorporación de dos figuras independientes a un directorio de nueve miembros.

Allí cohabitan los siete hermanos Errázuriz Ovalle –María Victoria, María Ignacia, Francisco Javier, Matías, Carolina, Macarena, Magdalena-, acompañados de dos externos: Pedro Pablo Cuevas, ex ejecutivo de Unimarc (en la época de Álvaro Saieh), y de la colombiana Carulla Vivero; y Juan Enrique Vilajuana, ex ejecutivo del Grupo Falabella. 

Entre las compañías más importantes de los Errázuriz Ovalle están Viñedos Errázuriz (en Marchigüe, Colchagua); Salmones de Chile; Cidef en la industria automotriz, que opera en el país comercializando marcas chinas, y otra compañía en Argentina, en Córdoba y Mendoza, con las marcas Renault y Nissan; Cosayach en la explotación minera de yodo y nitrato de potasio; la firma de agroindustria y de congelados de verduras Interagro, y también la inmobiliaria Inconac, que construye y desarrolla proyectos. Hoy -cuenta Errázuriz Ovalle-, en este rubro están desarrollando cinco torres de departamentos y proyectos en Iquique, Santiago (Providencia y Maipú) y Concepción.

Matías Muchnick:"Económicamente este ha sido un año único, el más difícil y desafiante desde que creamos NotCo"

Entre las inversiones está, por cierto, un joint venture con el grupo asiático Simbalik en la industria del litio. Con esta empresa, Simco Lithium, las fichas están puestas en el Salar de Maricunga, donde están priorizando sacar adelante su propia iniciativa, con pertenencias anteriores a 1979, y una planta piloto en Tierra Amarilla. 

Errázuriz explica que ya está funcionando esta planta piloto de extracción directa de litio. “Esperamos producir el 2026”, dice. Considerando estas pertenencias anteriores a 1979, el empresario reafirma que cuentan con permiso de la CCheN, “autorizados para producir y vender 22.000 toneladas de hidróxido de litio, en este caso por 15 años (…) Obtuvimos la RCA y la Corte Suprema dijo que teníamos que hacer la consulta indígena, proceso en el cual estamos actualmente”, afirma, aludiendo a permisos que datan de 2013. “Por tanto, tenemos las autorizaciones y las aprobaciones necesarias para desarrollar el proyecto”, advierte.

- ¿Están interesados en conversar con Codelco, en asociarse con ellos o en venderles el proyecto?
- Nos gusta desarrollar los proyectos y llevarlos a ejecución, a su término. En las pertenencias nuevas tenemos el derecho exclusivo y excluyente de explotarla, siempre y cuando el Estado se ponga con la inversión y el capital necesario para explotar el litio. Y si es necesario, estamos abiertos a compartir con Codelco un desarrollo en conjunto.

- ¿Hay conversaciones con Máximo Pacheco? 
- Nos hemos reunido para ayudarlos a desarrollar el proyecto de litio de ellos, porque nuestra tecnología es muy avanzada, está ya probada en Maricunga, y funciona muy bien para producir hidróxido de litio en forma directa, con un costo de inversión y de operación muy rentable.

- ¿Qué recepción ha habido de esas conversaciones? 
- Han sido receptivos. 

- ¿Cuál es la idea? ¿Una asociación con ellos?
- Para serle sincero, tenemos que desarrollar nuestro proyecto en las pertenencias pre ’79. El tiempo dirá.

Abogados de Saieh en EEUU envían carta a querellantes para que desistan de arista penal "antes del 12 de diciembre"

- ¿Qué visión tiene de esta política del litio? 
- Si Chile no se mueve rápido, el tren va a pasar. Estas nuevas tecnologías -hay 10-15 tecnologías distintas del mismo ámbito- van a hacer que el litio sea muy abundante en el mundo y, por ende, de muy bajo costo. Si Chile no se mueve rápido va a perder el tren, no lo va a poder desarrollar y no va a haber las oportunidades que hoy existen. Mañana no van a existir.

- ¿Esa ventana de tiempo dónde la sitúa? 
- Menos de un año. Si Chile no toma una decisión, el tren ya se fue.

- ¿Están mirando otros mercados como Argentina? 
- Tenemos la obligación de seguir expandiendo esa tecnología a otros mercados, desde ya Argentina. Hay más de 38 proyectos en Argentina que van a ser candidatos de esta tecnología, u otras, y es por eso que Chile debe desarrollar los proyectos de litio lo antes posible, antes de que haya una abundancia del producto. En Argentina es sumamente simple, no exigen nada, solamente inversión en los proyectos. Nosotros hemos estado mirando a cada uno de esos proyectos como proveedor de tecnología.

- ¿El 2024 va a ser un año mejor?
- Difícil. El 2023 todavía tenía el “vuelo” del 2022. El 2024 va a ser igual o peor. Los problemas inmobiliarios anteceden a los problemas económicos reales, más o menos por un año, o un año y medio. Así que el 2024 vamos a ver problemas reales, de la economía real, no solamente el inmobiliario. La economía mundial tampoco está de lo mejor, y Chile exporta. China está débil. Estados Unidos no se sabe. Todo se ve mal. 

- ¿Cómo está viendo el proceso constitucional?
- Estoy pensándolo. Todavía no me decido. Tampoco es relevante. Ambas alternativas son cuerdas. Y el pueblo chileno ha obtenido la experiencia de que los problemas reales no se basan en una Constitución, se basan en una buena administración.


Al sector oriente

El cambio en el rubro asegurador coincide con un upgrade de Renta Nacional en su clasificación de riesgo -hace cerca de un mes Fitch la subió de A- a A, con “perspectiva positiva”-, y con un cambio incluso a nivel físico. La firma no va a dejar sus históricas oficinas en el centro de Santiago, en calle Amunátegui, pero está abriendo un segundo centro de operaciones, en un edificio ubicado en Nueva Las Condes, abriendo un “centro de negocios” para este público.

Todos estos hitos obedecen a que la compañía está viendo crecimientos importantes en la industria y quiere tener acceso a un mercado hasta ahora menos explorado por la firma, la banca seguros y el segmento de las grandes corredoras internacionales, que le abren el espacio para poder crecer en market share. 

“Nos hemos diversificado con productos para transporte, ingeniería, construcción, hasta seguros de mascotas” explica el gerente general del área seguros generales de Renta Nacional, Pablo Iturrieta, que se han sumado a la base de aseguramiento tradicional, en property (sismo e incendio) y vehículos. Su objetivo es crecer del 3% al 4% del mercado.

El rebaraje de la industria de la nieve tras la irrupción de Mr. Coleman

El empresario estadounidense, gestor del fondo Mountain Capital Partners, planteó ingresar como socio a Andacor, quedándose con el 30% a 40% de la propiedad, y con la condición de tener el control y la gestión del negocio que incluye los centros de esquí El Colorado y Farellones, entre otros. Nada está dicho, pero si el deal se concreta, se quedará con “los tres valles” de Los Andes, tras sus anteriores compras de Valle Nevado y La Parva.

Quiénes son los influencers financieros bajo la lupa de la CMF

La aprobación de la ley fintech y su puesta en vigencia a inicios de este año trajo una regulación que pocos conocían hasta que la presidenta de la CMF, Solange Bernstein, lo dijo hace unos días en un podcast y el Diario Financiero lo publicó: los creadores de contenido que entreguen recomendaciones financieras deben registrarse como asesores de inversión. Desde ahí se abrió un debate: ¿cuándo es educación, cuándo es una recomendación? Ni los reguladores ni los regulados lo tienen claro.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR