Click acá para ir directamente al contenido

Por dentro

El Grupo Patio que le espera a Jaime Munita

El Grupo Patio que le espera a Jaime Munita

El lunes llegará hasta las oficinas de Grupo Patio el nuevo CEO, quien además será el protagonista en su primer directorio con los Luksic, Elberg y Harding mirando atentamente las misiones que tiene: ordenar financieramente a la compañía y potenciar negocios en el extranjero, con foco en EEUU, México y España.

Por: Nicolás Durante | Publicado: Sábado 29 de junio de 2024 a las 21:00
  • T+
  • T-

Este miércoles a primera hora, Jaime Munita entró a las oficinas de Grupo Patio en Vitacura. Allí lo esperaba la plana ejecutiva de la empresa para compartir un desayuno y escuchar al nuevo jefe, que este lunes 1 de julio arribará investido como CEO de la operadora y desarrolladora de activos inmobiliarios en Chile, Estados Unidos, México y España.

En el encuentro, el hasta ahora gerente general de AFP Capital, transmitió tranquilidad y un sentido de continuidad de las tareas que ya se estaban haciendo. Asimismo, les pidió que confiaran y lo acompañaran en la tarea de mejorar el ambiente interno y la reputación de Grupo Patio. 

La firma ha atravesado un complejo proceso luego de que sus antiguos dueños, los Jalaff, tuvieran que abandonar la firma tras verse involucrados en el caso Factop y por severas deudas personales que arrastraban. Hoy, en la firma participan las hermanas Paola y Gabriela Luksic con cerca del 40% de la propiedad en conjunto, Eduardo Elberg con el 26%, y el nuevo accionista, Guillermo Harding, tiene el 20,1%.

El directorio, en tanto, tiene agendada para este lunes una reunión donde Munita hará su primer apronte. En la mesa saben que no va a llegar con un plan específico, y entienden que primero tiene que evaluar internamente a la compañía, reunirse con trabajadores, viajar a las diferentes operaciones y, sobre todo, hablar con el mercado para que sigan confiando en la misión de Patio.

Una vez hecho el diagnóstico, lo que podría durar varias semanas, vendrían eventuales cambios. Eso sí, dicen fuentes de la mesa, Munita no llega a construir una nueva empresa, sino que a mejorar lo que hay y de ahí crecer, y eso se lo han transmitido claramente. 

En todo caso, Munita -ingeniero comercial de la Universidad Finis Terrae y MBA de la Adolfo Ibáñez- sabe de rearmar equipos tras crisis reputacionales. Su arribo a AFP Capital fue justo eso, tras la salida de Eduardo Vildósola, luego de un polémico video en un yate en Cancún bebiendo con un grupo de trabajadores. Cuando arribó a la gestora el ambiente interno estaba crispado y tenso, y él se encargó de unir equipos con distintas dinámicas. 

Y los desafíos grandes, como la reforma previsional, también han sido una bandera de lucha personal de Munita que ahora va a tener que dejar. Y según cercanos, está contento con el nuevo reto. Por eso hace tres meses, cuando lo llamó un ejecutivo de la head hunter estadounidense Kingsley Gate, no dudó en empezar el proceso. Luego, fueron sucesivas conversaciones con Andrés Solari, el presidente de Patio, las que lo convencieron. 


Solari y Munita no son amigos ni comparten un pasado profesional amplio, pero sí se ubican y entienden que ambos van a tener que sacar a brillar a Patio, por lo que hicieron buenas migas en el proceso de contratación y se entendieron muy bien desde el día 1. Y eso el directorio lo aplaude. De hecho, querían que el nuevo CEO fuera alguien senior, externo a cualquier accionista e incluso a la compañía, y con reconocida trayectoria. Y ahí Munita calzó perfecto.  

Al interior de Patio lo recibirá un equipo ejecutivo con bastante trayectoria. Cristian Menichetti es el Chief Operating Officer y quien ha tenido que surfear estos meses internamente tras la salida de Álvaro Jalaff; le sigue Cristián Cahe, como managing director de Finance y Pablo Manríquez como Chief Investment Officer. A ellos los acompañan Dieter Linneberg, en Compliance, Cristian Onetto, a cargo de ESG y cultura, y Gregorio Sepúlveda como el Chief Financial Officer. 

En estos meses, dicen fuentes al tanto, la empresa ha hecho un profundo trabajo de profesionalizar y despersonalizar el gobierno corporativo de la empresa. 

Desde que se conoció quién sería el nuevo CEO se ha respirado un aire de tranquilidad a nivel ejecutivo, confidencian conocedores, y tras el desayuno de esta semana, el ambiente es de expectativa positiva. 

Tareas
Munita llega a una compañía inmersa en uno de los sectores más complejos actualmente, la construcción y lo inmobiliario, así como vinculado estrechamente con el consumo. Fondos de inversión inmobiliarios han debido aplazar sus liquidaciones porque el momento no es el propicio para salir a vender y constructoras han debido reorganizarse o declararse en insolvencia. 

Ante ese escenario llega Munita, un ejecutivo con extensa y respetada trayectoria en el sector financiero. Su mismo paso por la AFP, así como su previo camino por el Santander, Celfin Capital (hoy BTG Pactual), Corpbanca en Colombia y Compass Group le mantienen las puertas abiertas en todo el espectro de financistas. 

Por lo mismo, desde el primer momento el nuevo CEO deberá sumergirse en los estados financieros y ordenar lo que haya que ordenar y empezar a renegociar con bancos y acreedores en los casos que sea necesario. 

Cercanos al Grupo cuentan que desde que se anunció el arribo de Munita ya ha habido reactivación de conversaciones para refinanciar deuda. 

Incluso, en el mercado no descartan que Munita empuje un aumento de capital para potenciar el crecimiento de la compañía y mejorar su perfil crediticio. 

Además, entendiendo que la actividad en Chile está compleja para este sector, el directorio le encargó que reactive con todo las operaciones en el extranjero de Patio, sobre todo que potencie la presencia en España, donde Paola Luksic y Oscar Lería, accionistas de la empresa, tienen amplia experiencia; así como seguir potenciando los negocios en activos de oficinas, comerciales, industriales y residenciales en Perú, México y Estados Unidos. 

En el país ibérico, tienen el 40% de Alerce Real Estate en asociación con WildSur, de Paola Luksic y Óscar Lería, así como con iKasa y MedCapital, con quienes esperan invertir unos US$ 200 millones en unos 12 proyectos (ver Coffee Break). 

Munita deberá liderar otra tarea que le encargaron los nuevos accionistas: crear más fondos de inversión con los activos de Patio y separarlos por país y tipo de negocio, para sumar al portafolio que ya maneja. La idea, dicen, es que entren más inversionistas institucionales a invertir en conjunto con Patio. 

Las cifras que lo reciben 
La empresa no se ha detenido, recalcan en Patio. Por ejemplo en mayo, vendieron un edificio ubicado en Ciudad Empresarial en Huechuraba a la Universidad Autónoma, por un monto aproximado de US$ 8,5 millones. 

Al mirar el último estado financiero de Patio Comercial, reportó ganancias por $ 4.701 millones en el primer trimestre de este año y reportó una caja de $ 13.196 millones. Asimismo, tiene activos disponibles para la venta por $ 14.166 millones, entre ellos los proyectos Serrano Pudahuel y el Centro de distribución MK2m, entre otros. 

En cuanto a vencimientos de bonos en los próximos 12 meses, suman pagos por $ 7.573 millones. Mientras que el gasto por intereses financieros por obligaciones con bancos asciende a $ 2.140 millones. 

También debe encargarse de cumplir con los covenant de los bonos públicos, principalmente  mantener un patrimonio neto mínimo de $ 80.000 millones a nivel de Patio Comercial Consolidado y mantener un nivel de Deuda Financiera Neta sobre Patrimonio Neto de 1,75 veces. 

“Al 31 de marzo de 2024, la compañía mantiene líneas de bonos de largo plazo por un monto de hasta UF 6.000.000 y líneas de créditos comprometidas con bancos comerciales por un monto de hasta UF 2.800.000, aproximadamente, de las cuales la compañía tiene disponible UF 900.000, aproximadamente”, se lee en los estados financieros de marzo, porque los de junio los revisará Munita desde el lunes cuando llegue oficialmente a convertirse en el CEO. 

Los cristales chilenos que llegan a Ave María, al sur de Florida

Dialum, compañía chilena de venta de cristales para la construcción, está silenciosamente levantando una fábrica de 10 mil metros cuadrados en Ave María, un pueblo religioso al sur de Florida, Estados Unidos, fundado por Tom Monaghan, creador de Domino’s Pizza.

Medioambiente, deportes y universidades: los sectores beneficiados por las millonarias donaciones del entrenador de Tabilo

Horacio Matta es chileno, ex alumno del Instituto Nacional y ex jugador de tenis. Hizo poco ruido en las canchas como jugador. sin embargo, ha tenido una exitosa carrera como entrenador: Pasó por la academia de Nick Bollettieri, entrenó a Fernando González y Cristián Garín, y trabajó en UCLA y Stanford. Hoy dirige a Alejandro Tabilo. Pero atrás de las pelotas, raquetas y arcilla, Silenciosamente, ha donado cientos de millones de dólares en Estados Unidos junto a su señora, Anne Grousbeck.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR