Click acá para ir directamente al contenido

Tecno

La fábrica de hidropaneles que está en la mira de Silicon Valley

La fábrica de hidropaneles que está en la mira de Silicon Valley

Cody Friesen cree tener la solución para la falta de agua. Blackrock, Bill Gates y compañía están prestando atención.

Por: Marcela Vélez-Plickert | Publicado: Sábado 2 de abril de 2022 a las 04:00
  • T+
  • T-

Una de las características de la ciudad de Gilbert, en el estado de Arizona, es su clima desértico. Sus veranos con temperaturas por encima de los 40° centígrados y poca lluvia fueron una constante en la vida de Cody Friesen. Eso explica que, tras obtener un PhD en ciencias de materiales en el MIT, Friesen haya dedicado la última década a desarrollar tecnologías renovables.

Primero baterías, para aprovechar la abundancia de sol de Arizona. Más recientemente, hidropaneles, para responder a la sequía. Su empresa, Source Global, fabrica paneles similares a los solares, pero en lugar de producir energía eléctrica producen agua.

En una explicación simple, los paneles capturan el vapor de aire a través de ventiladores y lo condensan en su interior para producir agua apta para el consumo.

La empresa dice tener paneles instalados en 50 países y en 2020, en medio de la pandemia, levantó una exitosa ronda C de capital por US$50 millones, que valoró la empresa en unos US$300 millones. El monto del financiamiento obtenido está en línea con el promedio de estas rondas en EE.UU.

Pero fue todo un paradigma en el sector de startups vinculadas a soluciones de agua. Más aún lo fueron los nombres detrás del financiamiento. La ronda fue liderada por Blackrock, pero el otro gran inversionista fue Breaktrough Energy Ventures, el fondo que reúne a Bill Gates (su presidente), Jeff Bezos, Richard Branson, Michael Bloomberg y Masayoshi Son.

Ya había escuchado de Friesen y sus hidropaneles en otros podcasts de startups, usualmente mencionado como un ejemplo de innovador. En medio de las alertas de racionamiento de agua en Chile debido a la sequía llegué a The Stream, un podcast dedicado a las tecnologías “del agua y más allá”.

La segunda temporada comenzó con una entrevista a Friesen, quien además de hablar de su empresa se enfocó en la necesidad de atraer a los grandes inversionistas de riesgo al sector de soluciones para el suministro de agua. “Tenemos que crear un ecosistema de inversión, pero para eso necesitamos innovadores que hagan cosas y no solo que hablen de innovación”, afirma Friesen, que es profesor de ingeniería e innovación en la Universidad de Arizona.

Will Sarni y Tom Freyberg, los anfitriones del podcast, comparan los hidropaneles de Source con Uber pero para el mercado del agua.

No es que Source sea la única empresa en la “tecnología de captura del agua del aire”, pero sus paneles se diferencian por ser totalmente digitales y autónomos. Funcionan con energía solar, por lo que no requieren estar conectados a ninguna red. Su producción es monitoreada digitalmente en la central de Source, pues los paneles están conectados al internet en la nube.

Source reconoce que la producción del panel baja si persisten períodos de baja luz solar (porque no hay energía para impulsar los ventiladores) y se detiene por completo en temperaturas extremas bajo cero.

Sus críticos, como la consultora Global Water Intelligence, consideran que Source está “excesivamente valorada” por millonarios de Silicon Valley y está desviando capital de otras formas más eficientes de proveer agua potable a comunidades necesitadas.

“Imaginen el impacto de largo plazo para la economía de India, si cada niña que hoy gasta horas caminando por agua fuera a la escuela”, dice Friesen en el podcast. Ese fue el origen de Source: llevar agua a comunidades aisladas.

Pero a un costo promedio de US$3.000 por panel hay límites de acceso, por lo que los proyectos actuales son en su mayoría financiados por ONG y organizaciones internacionales. Más aún si se considera que en condiciones ideales un panel puede, según Source, producir hasta cinco litros de agua potable por día. Una décima del mínimo que las Naciones Unidas considera necesario para una persona por día. Otras limitaciones son el peso de los paneles, que bordea los 150 kilogramos.

Friesen contesta a las críticas. Sí, quizás los paneles no sean un reemplazo al suministro de agua por red, pero sí pueden ser una respuesta de autoabastecimiento para casas en zonas aisladas e incluso hogares urbanos que quieren aumentar su autosustentabilidad (Robert Downey Jr. es usuario de los hidropaneles de Source).

Sí, también reconoce que los costos son altos, pero recuerda que hace 10 años los paneles solares y las baterías de litio también parecían algo prohibitivo. “Y ya ven lo que ha pasado”, dice. Friesen ve a Source como la Tesla del agua. Este ingeniero, en todo caso, no parece tan mediático ni polémico como Elon Musk.

MetaJungle crea la primera ciudad chilena en el metaverso

La semana pasada una consultora chilena hizo pública la primera ciudad inmersiva virtual del país. Su negocio, dicen, será atraer marcas para que instalen tiendas y showrooms físicos en ese espacio. “Las empresas de verdad, las que triunfan, son aquellas que toman estos retos”, asegura su cofundador.

¿Se le acaba la fiesta a Robinhood?

La empresa fundada el 2013 y abierta en bolsa desde el año pasado es una de las afectadas por la baja de las acciones tecnológicas y la posible recesión económica. Esta semana su CEO, Vlad Tenev afirmó que contrataron personal en exceso durante el 2021 y ahora estos despidos son culpa de él.

Siemens se fija en el metaverso

La compañía alemana lanzó ‘Xcelerator’, un marketplace para acelerar transformación digital. Ya tienen como partners estratégicos a compañías como Amazon Web Services (AWS), Accenture, Bentley, Microsoft y SAP.

SIGUIENTE »
« ANTERIOR